miércoles, 1 de octubre de 2014

Prueba Renault Clio Fase II (2003)

La siguiente es una reseña de la segunda generación del Renault Clio cuyo facelift llegó a Colombia en el año 2003, pero aquí no se habló de "facelift" sino de una "segunda fase" del Clio que se había lanzado en el 2001. Gran parte del contenido de este post tiene información tomada de la revista Car&Driver Colombia-Venezuela # 49 del año 2003, en esta prueba se relata de manera bastante detallada las impresiones que le dejó el carro al equipo de redacción y algunas mediciones hechas en la sabana de Bogotá pero sorprendentemente no ha aparecen fotos de la unidad probada sino las del modelo 3 puertas europeo incluso con placas de Francia y otras fotos que parecen ser las que entregó Renault a los medios; tal vez esto se haya debido a restricciones impuestas por la marca francesa.


En la prueba primero se habla de que la "fase II" del Clio es más que todo una renovación estética de la segunda generación de este modelo que había llegado en su "primera fase" dos años antes del año de esta prueba. La renovación ya se había hecho a nivel internacional antes de que llegara a Colombia e incluía un frontal totalmente nuevo con nuevos pilotos en forma de cuña además de una persiana rediseñada, nuevos pilotos traseros que cambiaron su disposición interna pero no su forma, nuevos rines y en cuanto al interior los paneles de las puertas recibieron un cambio y los controles del salpicadero cambiaron. Por otra parte las dimensiones exteriores del carro, el reglaje de sus suspensiones y el motor no recibieron modificaciones.

Versión Dynamique


Las versiones del Clio pasaron de ser "RTE" y "RXT" en la "fase I" a "Expression" y "Dynamique" en la "fase II" siendo las últimas las unidades más equipadas, La versión "Expression" se vendía a $32'280.000 pesos con un equipamiento que incluía radio con reproductor de CD, dos airbags, vidrios eléctricos, controles del radio en el volante y rines de lujo; la "Dynamique" añadía una pantalla en el centro del salpicadero que mostraba información como la temperatura externa, exploradoras, ABS con repartidor electrónico de frenado (EBD), un instrumental con fondo blanco, rines "diseño F1", un pequeño spoiler en la parte superior de la compuerta trasera y espejos eléctricos. Además de un equipo generoso, Renault en ese momento dotaba a sus modelos de un buen equipo de seguridad porque este Clio era en su momento de los pocos carros del segmento que ofrecía doble airbag de serie y ABS en opción.



Detalle de un rin del Clio versión "Expression"


Pasando a aspectos mecánicos, el Clio año/modelo 2001 había llegado con un motor 1.4 de doble árbol de levas igual al del Mégane distinto al "monoárbol" de 8 válvulas que montaba el Symbol del mismo año, una mecánica eficiente que no cambió para la "fase II". Con este motor de 95HP el Clio llegaba a una favorable relación peso/potencia de 10,7 kilogramos por caballo de fuerza lo que sumado a una relación final y un escalonamiento de marchas corto hacían que este pequeño carro tuviera un buen "pique", según el equipo de redacción de Car&Driver esto era lo que buscaba SOFASA ya que tenía muy en cuenta el tipo de topografía de nuestro país, como muestra de ello este carro pese a su cilindraje modesto tenía facilidad para ascender en vías montañosas con un motor que llegaba a un régimen máximo de 6500 rpm's mientras que en planicies a 100 km/h en quinta marcha el motor viajaba a unas 3000 rpm's, el consumo observado en esas condiciones de crucero fue de 67 kilómetros por galón.


El manejo del Clio era placentero, no sólo por las buenas prestaciones que le brindaba su motor sino porque tenía un bastidor calibrado para que se pudieran aprovechar al máximo, con unas suspensiones que sin dejar de lado la suavidad y el confort en marcha eran lo suficientemente duras para evitar "rolidos" o cabeceos de la carrocería lo que redundaba en una buena estabilidad a lo que se sumaba una dirección que transmitía con prontitud las maniobras que se requerían. En ciudad este Clio era muy ágil por sus dimensiones básicamente, pero los gruesos pilares C dificultaban la visibilidad hacía tres cuartos traseros, además hacía adelante por su forma no se veían muy bien las esquinas y sus guardabarros que dicho sea de paso estos últimos eran hechos de plástico, material que les reducía su dañabilidad.



En cuanto al interior, la butaca delantera ofrecía una posición de manejo principalmente por su posibilidad de reglaje lumbar y en altura además de la buena sujeción lateral que ofrecía; ya pasando a las plazas traseras el equipo de Car&Driver encontró el talón de Aquiles de este carro ya que el espacio era escaso tanto longitudinalmente como en altura entonces las personas altas que se acomodaran allí tenían que contorsionarse de tal manera que su cabeza no rozara con el techo y con las piernas separadas para no tocar el asiento delantero. El baúl también tenía un espacio escaso, tenía la posibilidad de reclinar el banco trasero pero para que esto se pudiera hacer había que sacar los apoyacabezas y correr los asientos delanteros.


Así pues resumimos el primer modelo de un carro que incluso hoy en día se sigue fabricando con una versión económica, lo que habla muy bien del Clio que llegó en el 2003 ya que tenía un nivel de equipamiento tan bueno que se sacaron dos versiones del mismo después con cada vez menos equipo (el "Cool" y el "Campus" que se vende hoy en día) y fueron aceptados en el mercado. Un carro que estaba apuntado hacía los consumidores jóvenes y los "emprendedores ejecutivos", que se destacó por un rendimiento excelente que se mejoró aún más en 2008 cuando se introdujeron las versiones con el motor 1.6 16V K4M y que hoy en día retiene una buena parte de su valor ya que hoy en día después de 10 años es dificil encontrar ejemplares con menos de 120.000 kilómetros a menos de $13 millones de pesos (más de un tercio de su valor como nuevo).


A pesar de sus virtudes me tomo la atribución de hacer una critica y es que este Renault no fue el carro más confiable, en Colombia no se dice abiertamente que es un carro que molesta con frecuencia pero en una investigación de los alemanes de TÜV respecto a la cantidad de fallas por vehículo el Clio resultó en el lugar 79 (de 87 modelos estudiados, el último de su segmento) con un 31,7% de "especímenes" con fallas tras 10 años de uso, por debajo de otros europeos como un Corsa (puesto 71) o un Skoda Fabia (36) y muy por debajo de asiáticos del segmento B como un Hyundai Getz (17), un Toyota Yaris (10) o un Honda Fit (3). Aparentemente el éxito del Clio se debió a su excepcional desempeño, virtud preponderante para los "boy racers" y jóvenes en general, por encima del espacio interior o de la confiabilidad.

Veredicto cuantitativo de la prueba

A continuación la ficha técnica del vehículo probado por Car&Driver:


CaracterísticasRenault Clio Fase II
Ensamble Final en
Envigado, Colombia
Motor
K4J
Cilindraje
1390cc
Diametro x Carrera
79,5x70
Tren Válvular
2 árboles de levas, 4 válvulas por cilindro
Repartición
Por Correa Dentada
Relación de Compresión
10 a 1
Potencia Máxima
95 HP a 6000 rpm
Torque Máximo
127 Nm a 3750 rpm
Consumo Ciudad
41,1 km/gal
Consumo Carretera/Autopista
71,4 km/gal - 67 km/gal*
Consumo Mixto
56,5 km/gal
Velocidad Máxima
185 km/h - 175 kmh*
Emisiones de CO2
160 gr/100km
0-100 km/h
10,5 segundos - 14,98 segundos*
0-120 km/h
19,98 segundos*
Peso Vacío
1019 kg
Dimensiones (L/An/Al/WB)
3,78/1,64/1,42/2,47 metros
Coeficiente Aerodinámico
0,35
Volumen Baúl
255 L
Tanque de Combustible
13,2 galones - 50 Litros
Diámetro de Giro
10,3 metros
Llantas
175/65 R14
Frenos
Discos Ventilados (259 mm) y Tambores (203 mm) - ABS en opción
Relación 1a
3,72
Relación 2a
2,04
Relación 3a
1,32
Relación 4a
0,96
Relación 5a
0,75
Relación Final
4,5
Garantía
2 años o 50.000 kilómetros


NOTA: Datos de Fábrica exceptuando los marcados con el asterisco (*) que corresponden al dato de la prueba hecha a la altura de la Sabana de Bogotá.

Una foto más de un 3 puertas francés, no llegó al país en esta presentación.


Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...